Publicado: 27 de Julio de 2017

En las dos primeras radiografías se aprecian unas imágenes radiológicas compatibles con neumonía por aspiración, en la tercera radiografía se aprecia una mejoría evidente de la imagen radiológica y del cuadro clínico tras el tratamiento, desapareciendo también los signos clínicos de dificultad respiratoria.